lunes, 13 de agosto de 2012

Las 5 Típicas Lesiones del Corredor

tipicas lesiones corredor
Lesiones, y más lesiones. Están por todos lados, a la espera que te descuides y ZASS ¡¡ Ahí la tienes por una buena temporada contigo.

Son muchas las causas y los tipos de lesiones que podemos sufrir practicando nuestro deporte favorito. Pero con suerte y tomando las medidas oportunas, será cuestión de tiempo, hasta que consigamos sanarla.

La mayoría de lesiones de un corredor, se sitúan en la parte inferior del cuerpo. De la cintura hacia abajo. Y son producidas por sobre cargas, estrés o rozaduras.

Vamos a intentar decir las más típicas.

Las 5 típicas lesiones del corredor

Periostitis

Los que la han sufrido o la sufren, sabrán muy bien lo molesta y dolorosa que puede llegar a ser esta lesión. Se sitúa en la parte interna de la tibia y presenta unos bultitos llamados “rosario”. En casos extremos, esos bultitos, se unen, para convertirse en una bola única. La inflamación se sitúa en el periostio, que es la membrana vascular fibrosa que recubre el hueso de la tibia.

Como prevenir y curar: La periostitis

Tendinitis rotuliana o patelar

Una de las más comunes en running, fútbol, baloncesto o cualquier deporte que requiera giros, saltos o la flexión repetida de la rodilla. Se sitúa en la parte anterior de la rótula, o lo que es lo mismo, en la parte delantera de la rodilla. Síntomas inequívocos son la impotencia funcional por dolor, la inflamación, y al aumento de la temperatura local.

Como prevenir y curar: La tendinitis rotuliana o patelar

Fascitis plantar

Esta afecta en mayor número a corredores que pasen los 35 o 40 años. Ya que a partir de esas edades, es mas común sufrirla. Se localiza en la fascia plantar, que es una banda de tejido (muy parecida a un tendón) que hay en la planta del pie, que comienza en el talón y va a lo largo de toda planta, uniéndose a cada uno de los huesos que forman la eminencia metatarsiana (esa bola que hay en la planta del pie, antes de los dedos).

Como prevenir y curar: La fascitis plantar

Rozaduras

Esta lesión es como norma general de carácter leve. Lo malo es que resulta muy molesta y hasta dolorosa. Normalmente las zonas mas propensas a sufrir rozaduras en los corredores suelen ser los pies, la cara interna de los muslos, pezones y axilas. Hay fáciles remedios para evitarlas. Y realmente pueden marcar la diferencia entre un entrenamiento o carrera infernal o normal. Tú elijes.

Como prevenir y curar: Las rozaduras

Ampollas en los pies

Esta lesión es crónica para más de uno. Cada persona tiene un tipo de pie distinto, el puente, el ancho, los dedos, el tipo de piel, etc. Son características que los hacen casi únicos. Y el que por suerte o desgracia, es propenso a sufrir las dichosas ampollas, tendrá que extremar las precauciones al máximo. Las ampollas son producidas por el roce continuo de la piel contra la piel, piel contra tejido, ya sea calcetín o propio de la zapatilla.

Como prevenir y curar: Las ampollas en los pies

Conclusión

Típicas lesiones del corredor. Que mejor no sufrir, pero tarde o temprano, todos caemos. Y si no en estas concretas, si en otras. Ya que recordemos que correr es un deporte de alto impacto para articulaciones y tendones.