miércoles, 13 de junio de 2012

Primeros auxilios asfixia


Ojala nunca nos veamos en la situación de socorrer a alguien con parada respiratoria. Pero la vida es muy larga, da mil vueltas y nunca se sabe lo que puede pasar.

Hace unos días, un compañero contó en su blog, que en uno de los entrenamientos de ciclismo, un compañero sufrió una caída. La cual dejó inconsciente durante largo tiempo al herido. Teniendo que llamar al 112 (emergencias), ya que no volvía en si.

Lo sucedido en esa experiencia te deja pensando en que algún día, te puede pasar eso a ti. Ir con tus amigos y que a alguno le pase algo, un accidente, un desmayo o quien sabe, puede ser también una parada respiratoria.

Pues para ese caso, que por mucho que lo queramos negar, es posible que suceda. Hay que estar preparado y quizás nuestra preparación de primeros auxilios en asfixia, sea suficiente como para recuperar al herido o estabilizarlo hasta que llegue una ambulancia.


Como saber si alguien ha sufrido una parada respiratoria

Los síntomas son pérdida de respiración por más de 10 segundos, ausencia de movimiento en el pecho y no presenta flujo de aire através de las vías respiratorias.

Causas de una parada respiratoria

- La obstrucción de un cuerpo extraño en las vías respiratorias.
- Inhalación de humo o gases tóxicos.
- Sobre dosis de drogas.
- Choque eléctrico.
- Trauma físico.
- A causa de un paro cardíaco

Diagnostico de una parada respiratoria

Debemos saber cual de los anteriores motivos es el causante de la parada respiratoria. Y dependiendo de la causa, actuaremos de una manera u otra. Mientras tanto es crucial e importantísimo, pedir ayuda al 112 (emergencias).

Tratamiento de una parada respiratoria

Lo primero abrir o liberar las vías respiratorias. Para ello si el objeto se encuentra al alcance de los dedos, se intentará retirar. Si no fuera posible alcanzarlo, se realizará la maniobra de Heimlich. Que consiste en abrazar al sujeto por la espalda, y aplicar una súbita presión sobre el abdomen de la víctima. El aumento de presión abdominal comprime el diafragma, éste a los pulmones, que expulsan aire a alta velocidad y presión, despejando las vías respiratorias.
Una vez despejadas las vías respiratorias. Si el sujeto sigue sin respirar, se procederá a realizar la reanimación de urgencia, llamada vulgarmente “boca a boca”.

Colocaremos al sujeto tumbado boca arriba. Inclinaremos su cabeza hacia detrás (de esta manera evitaremos que su lengua tapone las vías respiratorias). Colocaremos una mano en la barbilla y con la otra mano, taparemos los orificios de la nariz. Inhalaremos aire y se lo introduciremos por su boca, evitando que se escape por los laterales. Hasta comprobar que se hinchan los pulmones. Posteriormente dejar que los pulmones se deshinchen y repetir la operación 12 veces por minuto en los adultos, y 20 si se tratase de un niño.

Seguir con la maniobra hasta que llegue el personal sanitario, o hasta que la persona recupere la respiración por si sola.

En ocasiones, la parada respiratoria va acompañada de parada cardíaca.

No estaría de mas que todos nosotros nos aprendiéramos estos sencillos pasos de primeros auxilios en asfixia. Ya que como antes he dicho, nunca se sabe lo que puede pasar.